Y los Sueños, Sueños Son

La primera vez que escuché esta frase fue de alguien que pensaba que lo que deseaba era un sueño, algo irrealizable.

Así entendí esta frase por mucho tiempo hasta que decidí averiguar de donde provenía y que representaba.

Pedro Calderon de La Barca  escribió La Vida es Sueño, una obra de teatro que fue estrenada en el año 1635, en ella el autor se plantea si la vida que vivimos es un sueño, el destino versus el libre albeldrio, el conocimiento de si mismo como forma de alcanzar el triunfo.

Considero que la obra  presenta  muchos aspectos para la reflexión, sin embargo, en estos momentos me gustaría quedarme con la idea de si “los sueños, sueños son¨ significa que debemos abandonar los sueños, por irreales y  plantearnos metas mas alcanzables o si por el contrario debemos despertar del sueño que es nuestra vida, una ilusión de lo que hemos creado, para permitirnos vivir un mejor sueño.

“Sueña el rey que es rey, y vive

con este engaño mandando,

disponiendo y gobernando;

y este aplauso, que recibe

prestado, en el viento escribe,

y en cenizas le convierte

la muerte ¡desdicha fuerte!

¿Que hay quien intente reinar

viendo que ha de despertar

en el sueño de la muerte!


 

Sueña el rico en su riqueza,

que más cuidado le ofrece,

sueña el pobre que padece

su miseria y su pobreza;

sueña el que a medrar empieza,

sueña el que afana y pretende,

sueña el que agravia y ofende,

y en el mundo, en conclusión,

todos sueñan lo que son,

aunque ninguno lo entiende.

 

Yo sueño que estoy aquí

de estas prisiones cargado,

y soñé que en otro estado

mas lisonjero me vi.

¿Qué es la vida? Un frenesí.

¿Qué es la vida? Una ilusión,

una sombra, una ficción,

y el mayor bien es pequeño;

que toda la vida es sueño,

y los sueños, sueños son.”

De estas estrofas resuena “todos sueñan lo que son, aunque ninguno lo entiende”.

Vale la pena analizarlo. Entendemos que somos lo que soñamos que somos?

Quien nos dijo que eramos o no eramos: reyes, ricos, pobres, buenos, malos, inteligentes, brutos, capaces, incapaces o cualquier otra cosa?

Podemos cambiar el sueño? Queremos cambiar el sueño?

A mi me parece que vale la pena preguntarnos si entendemos quienes somos y si soñamos lo que realmente queremos o lo que otros, e incluso  nosotros mismos, hemos venido imponiendo y  aceptado como realidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s